Oficina verde: la sostenibilidad en el día a día laboral

Seguramente, la oficina es uno de los lugares en los que más tiempo pasamos. Por eso, convertir este espacio en uno que sea lo más ecológico posible adquiere cada vez más relevancia. Y es que, si te paras a pensar con detenimiento todos los impactos medioambientales que se generan a diario en una oficina, verás que existe un abanico de mejora considerable.

En este post, veremos qué es una oficina verde y cómo podemos lograr reducir el impacto que nuestra jornada laboral tiene sobre el medio ambiente. ¿Quieres saber cómo conseguir una oficina verde o ecológica? ¡Sigue leyendo!

las oficinas ecológicas son sostenibles

¿Qué es una oficina verde?

El impacto del día a día laboral sobre el medio ambiente pasa por el traslado a la oficina, las fotocopias, el gasto energético y los residuos que genera la actividad laboral de un gran número de trabajadores.

Con el objetivo de reducir la huella ecológica y las emisiones de CO2 de la empresa, nace el concepto de oficina verde o ecológica. Este tipo de oficinas basan su funcionamiento en prácticas respetuosas con el medio ambiente y un uso eficiente de los recursos de trabajo. De esta manera, la idea es funcionar de forma eficaz y rentable mientras se reduce el impacto negativo sobre el entorno.

En concreto, la ONU define una oficina verde como toda aquella que cuenta con una concienciación medioambiental y persigue minimizar los impactos sobre el medio ambiente a través de acciones sostenibles relacionadas con el uso del agua, energía y los residuos.

las oficinas verdes reducen la huella ecológica

Oficina verde: características comunes

Como comentábamos, las oficinas verdes o ecológicas intentan gestionar los recursos de la manera más responsable con el medio ambiente. En cuanto a las características de este tipo de espacios, podemos distinguir algunos de las siguientes:

Se promueve una eficiencia en la iluminación, a través del uso de lámparas y bombillas de bajo consumo, la iluminación natural o la instalación de sensores de movimiento. De esta manera, se consigue optimizar el ahorro y reducir el consumo energético. Además, también se hace un uso eficiente de equipos (impresoras, ordenadores o fotocopiadoras), apagándolos cuando no son necesarios.

Otro punto importante es la regulación de la temperatura, ya que desconectando los equipos por las noches y los fines de semana y bajando un par de grados la temperatura del termostato, se puede conseguir ahorrar energía. El objetivo es conseguir una climatización inteligente y eficiente que permita usar la cantidad de energía justa y necesaria.

Sin duda, el papel es una de las mayores fuentes de residuos en el entorno laboral. Las oficinas verdes o ecológicas fomentan las nuevas tecnologías para evitar imprimir documentos. Además de reducir el uso de papel, este tipo de espacios apuestan por medidas para reducir el impacto de estos residuos, como contar con papel reciclado o con contenedores para reciclar.

En una oficina verde, los equipos podrán teletrabajar al menos una vez a la semana. De esta manera, no solo se logra un ahorro de energía y de recursos en la propia oficina, sino que también se reduce la huella medioambiental al evitar el traslado hasta el lugar de trabajo.

el futuro viene de la mano de los negocios verdes

Sostenibilidad, la palanca de cambio en una oficina verde

Sin duda, la sostenibilidad se ha convertido en una de las cuestiones más relevantes para la sociedad. Con el fin de adaptarse a las prioridades actuales, el sector empresarial ha trasladado este tipo de aspectos a sus objetivos de negocio. Así es como nace, por ejemplo, conceptos como el de oficina verde, la economía azul o los criterios ESG.

Los beneficios no solo se traducen en un ahorro energético, sino en unas prácticas sostenibles que sin duda alguna convierten la actividad laboral y económica en una con un menor impacto en el medio ambiente. Y es que aplicar medidas sostenibles para lograr una oficina verde no son tan complejas o costosas. De hecho, son prácticas que casi cualquier empresa, independientemente de su tamaño, puede poner en marcha.

Esade Creapolis, hub de la innovación y la sostenibilidad 

En Esade Creapolis confiamos en la innovación como herramienta para impulsar el crecimiento y el desarrollo de negocio. Y es que la innovación y la sostenibilidad son dos aspectos que van de la mano si tenemos en cuenta el futuro de las compañías. Por eso, contamos con programas que, a partir de la innovación, ayudarán a que tu proyecto genere un impacto positivo en el medio ambiente a través de modelos de negocio circulares, eficientes, sostenibles y, lo más importante, rentables.

Cuéntanos, ¿sabías qué era una oficina verde? Y, lo más importante, ¿ya pones estas medidas en práctica?